sábado, 24 de septiembre de 2016

Personajes: Entrevista a Luana Vilmara, Teología desde la Familia



1.- ¿Quién es Luana Vilmara?

Luana, no es como mucho a primera vista, dicen LUis y ANA…según mi mamá fue tomado de un papel que protagonizo Ivone deCarlos,(la antigua LiLi Monsters) para aquel año..

LUANA VILMARA ORTIZ CASTILLO, nombre de pila, Barquisimetana, naci el 30 de mayo, en la unión de jóvenes católicos bajo el sacramento del matrimonio, su padre Julio Simón Ortiz Daza(+) y su madre Aura Rosa Castillo Balaustren. pero que más tarde se divorciaron, por lo que fui hija única de ese matrimonio.

Desde los 4años vengo viviendo en Valencia, me vine con mi mama y abuela materna(+).

Tengo tres hermanos varones: dos por parte paterna y uno por la parte materna.

Realice mis estudios de formación académico, en:
Primaria Fernando Peñalver,
Secundaria Fermín Toro (antigua manguita)
Universitaria FACES-UC, Contador Público.
Esposa desde 1979 de Antonio José Pirela Romero, de donde nacieron mis tres hijos:
Antonio José, Marco Antonio y Andrés Antonio. Hoy día abuela hasta el momento de dos nietos: Camila Isabela y Antonio José Cayetano.

En la actualidad, ya gozo de los años dorados: tercer edad, pensionada y del hogar.



2.- ¿QUÉ NOS PUEDES COMPARTIR DE TU EXPERIENCIA EN LA FE CRISTIANA?

Bautizada en Barquisimeto el 28 marzo de 1958, en la Iglesia San Juan,
Primera Comunión en Valencia el 1 febrero 1966, Iglesia la Pastora bajo el grupo de formación de la Escuela Peñalver.

Confirmación en Barquisimeto el 19 marzo 1977, Catedral de Barquisimeto.

Matrimonio en Valencia, 15 febrero 1980, Iglesia del Viñedo
A pesar de venir de un hogar divorciado, mis familias(Materna-Paterna) han sido muy católicas, cuando compartía con ellas me enseñaban a ir a misa dominical, vivenciar las misas de aguinaldo, cantarle al niño Jesús, hacer pesebre, ir a las procesiones, venerar la imagen DIVINA PASTORA. Constituido mi hogar, tengo en el hall de estrada varias imágenes, La Divina Pastora, San Miguel, San Cayetano, la Virgen de Guadalupe, la Rosa Mística, La virgen del Valle y la Virgen del Socorro, reciben al visitante.

Trate a mis hijos inculcarle el amor a Dios, y que se mantuviera una FE activa, pero me fue un poco difícil, porque en el medio donde fueron creciendo, mi juventud, mi trabajo, el estudio y deporte de mis hijos, fue difícil cuadrar y ver tiempo para dedicárselo a Dios, penoso pero cierto.

¿POR QUÉ decir así? Si tiempo hay para todos como es el dicho…Pero…la realidad es otra….

Mi experiencia: Casada y profesional, mi trabajo fue Auditor, viaje constante, urbano y extraurbano, con tres hijos, y estudiando diferentes niveles de grados y los tres desde niños han practicado natación-polo acuático, como deporte que los consagro como atleta de selección: ESTADAL, NACIONAL, esto significo que salíamos a las 630am y regresábamos a la casa 9pm, de lunes a viernes, los fines de semanas sino había competencia, dedicado full a ponerse al día, los hijos en sus estudios y mi esposo y yo en los quehaceres del hogar. Y cuando había competencia era peor, dependía del lugar donde era, No había fin de semana para organizar nada, sino esperar el próximo, así transcurrí casi toda mi vida de casada, hasta hace siete años, una vez que ya mis hijos han abierto sus alas y alzado vuelo, vengo viviendo el síndrome del NIDO VACIO, siento que me he reencontrado con Dios, él ha vuelto a guiar mis pasos, y mi tiempo dispuesto aprender poco a poco.



3.- A SU OPINIÓN ¿CUÁL ES EL PAPEL DE LA MUJER EN EL MOMENTO ACTUAL DE LA IGLESIA?

Considero, que, SI es importante la mujer en la iglesia en la actualidad, sin duda alguna, solo que no las vemos asiduas, constante, participativa las mujeres jóvenes, entre los 21 y 49, únicamente se observan participativa las mujeres después de los 50. ¿Por qué? Por mi propio ejemplo antes mencionado, si están casadas, se dedican al: trabajo, hijo, atención del hogar y esposo. Donde se meten los compartir, visitas familiares, descanso etc. Creo que, en este lapso de edades, no hemos aprendido aun a buscar tiempo, en especial para Dios. Si las, hay, es porque no están casadas, el compromiso es más liviano.

Igual pasa con las jóvenes, adolecentes, como estudiantes, secundarias, universitarias, sus padres por lo general las guían más aprovechar su tiempo en estudiar, si acaso se ven en la iglesia cuando están de vacaciones, sino salen de viaje y si sino tienen novios.



4.- A SU OPINIÓN ¿QUE ES LA FE?

Es algo complicado de explicar, en nuestro día a día, HOY en el modernismo, muchas veces cuestiona a las personas que habla y tienen Fe. Resulta difícil creer en algo o alguien sin poder verlo con los propios ojos y tocarlo con las propias manos. Pero si hemos leído, escuchado la palabra, meditado debemos recordar, Dios nos amó primero, y nos ofrece la gracia de la fe que ilumina nuestro entendimiento y voluntad. Por fe creemos en Dios y le creemos a Dios con una certeza que nadie más que Él merece.

Para el ser humano bautizado, confiar en Dios, quien nunca nos falla ni nos abandona, que ni se engaña ni nos puede engañar, es creer y confiar en la fe cristiana, es una postura natural, que no hace a los católicos, ni ingenuos, ni tontos, ni ilógicos. Sin embargo, resulta comprensible que para temas más trascendentes y misteriosos exijamos mayores razones, y está muy bien que sea así.




5.- A TU OPINIÓN ¿CÓMO ES POSIBLE MANTENER LA PRESENCIA DE DIOS EN MEDIO DE LA REALIDAD FAMILIAR?

Nosotros los padres debemos primeramente a organizar el tiempo, para cultivar la fe en nuestra propia familia, puesto que es en el hogar el lugar privilegiado para el crecimiento en una fe sólida e integral: en la mente, en el corazón y en la acción.

Los padres tienen el protagonismo insustituible en la educación de la fe de sus hijos. Pero estos, conforme crecen, deben asumir su propia vida de fe y, ciertamente, pueden ayudar y motivar a los padres a ser perseverantes en la fe, y a sus hermanos a llevar adelante sus compromisos bautismales.

La fe en la familia crece en la oración, recordemos La frase "Familia que reza unida, permanece unida".

La parte materna, puesto que la madre debe ser capaz de transmitir a su hijo los más tiernos sentimientos de piedad. Se debe familiarizar al niño con la vida de oración desde muy pequeños (sobre todo a partir de los 3 años), pues si bien muchos adultos no se percatan, en esa etapa los niños son especialmente sensibles para las cosas de Dios. Han de aprender a rezar no sólo con la Señal de la Cruz o las oraciones ya formuladas (Padre Nuestro, Ave María, etc.), sino sobre todo con la oración libre y espontánea de acción de gracias, petición, alabanza e intercesión.

La parte paterna, levantar a sus hijos con una jaculatoria, orar por un breve momento antes de salir a la escuela o al trabajo, elevar plegarias espontáneas a lo largo del día, agradecer a Dios por las cosas buenas y sencillas que ocurren (el nacimiento de un hermano o primo, la superación de una enfermedad, la aprobación en un examen, el empleo logrado, etc.).

Un momento privilegiado para orar en familia es cuando están juntos en la mesa, para agradecer a Dios, por el alimento recibido…..RESCATARLO, porque es algo que hoy día se ha perdido en muchos hogares, por tener varios TV, o con los celulares, Tablet…. También por la noche, antes de acostarse, es un excelente momento para bendecir a los hijos, pedir perdón por las posibles faltas, suplicar a Dios su ayuda para los más necesitados y renovar los buenos propósitos.

Un especial crecimiento de la fe. es la participación de la familia en la Misa dominical: la familia descubre la belleza del Día del Señor, la importancia de la escucha de la Palabra, y participa activamente en los ritos sagrados, con la comunidad y el sacerdote. No es sólo una tradición que hay que conservar, sino un momento privilegiado para que los adultos se dejen
educar en la disciplina del culto, y para educar a sus hijos en la apertura a los sagrados misterios de la fe.

Así, la familia va descubriendo que toda la jornada adquiere su sentido último y es iluminada por la presencia de Dios.



6.- A TU OPINIÓN ¿DE QUÉ MANERA LA FAMILIA PUEDE EVANGELIZAR AL MUNDO ACTUAL?

Guauuuu, jajaja, difícil pero creo no imposible….

Cada uno de nosotros, católico, conoces, tiene cerca aun miembro de la familia, un amigo, un compañero de trabajo, un vecino o un conocido, que no es cristiano. Compartir la palabra del Evangelio, con otros siempre es difícil. Y compartir el Evangelio se vuelve aún más difícil cuando involucra a alguien cercano a nosotros.

Siempre, cuando decimos vamos a escuchar, leer la biblia, nos catalogan de puritanos, esto trae consigo dificultad, entonces aquí con nuestra Fe VIVA, nos toca: es orar por ellos.

Orar para que Dios cambie sus corazones y abra sus ojos a la verdad de Evangelio y los convenza de Su amor por ellos y su necesidad de salvación a través de Jesucristo . Además de orar, también necesitamos vivir la vida de un buen cristiano ante a ellos, para que puedan ver el cambio que Dios ha hecho en tu propia vida. Como dijo una vez Francisco de Asís, “PREDICA EL EVANGELIO TODO EL TIEMPO Y CUANDO SEA NECESARIO, USA LAS PALABRAS.”





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada